Cosmética natural (2): Protectores solares y maquillaje

Cada vez más marcas ofrecen cremas con base de óxido de zinc en vez de otros ingredientes químicos potencialmente peligrosos para prevenir daños en la piel debido a la exposición solar

Está claro que hay que proteger la piel del sol, pero desde hace un tiempo se ha abierto un debate sobre los protectores solares convencionales (con filtros químicos), ya que contienen ciertos ingredientes que funcionan como disruptores endocrinos. Por ello, cada vez existen más marcas que ofrecen productos con filtros naturales o minerales, siendo los más comunes el óxido de zinc o el dióxido de titanio. 

En estos casos es importante además que estos protectores sean 'no nano', es decir, que no contengan nanoparticulas (partículas microscópicas que penetran con facilidad en la piel), ya que algunos estudios indican que pueden ser perjudiciales. Estos protectores de filtro natural reflejan los rayos solares y no es necesario aplicarlos con antelación ya que su efecto es inmediato. Por el contrario, los filtros solares convencionales necesitan ser aplicados unos 20 minutos antes de la exposición precisamente para que dé tiempo a la reacción química que producen.

Aún no existe mucha información contrastada al respecto, aunque un estudio realizado por expertos del Centro de Evaluación e Investigación de Fármacos de Silver Spring, Maryland (Estados Unidos) publicado el pasado mayo habla del posible riesgo de los ingredientes en los filtros químicos de los protectores solares.

También es cierto que otras fuentes resaltan que cualquier posible efecto de estos ingredientes se compensa por el beneficio que aportan estas cremas a nuestra piel a la hora de evitar el cáncer. A pesar de todo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recuerda que «la sombra, las gafas de sol, las prendas de vestir y los sombreros son la mejor protección» y, que en caso de exposición, debemos aplicarnos siempre protección solar.

Por su parte, la Asociación Contra el Cáncercoincide con la OMS en este aspecto y además remarca que «ambos tipos de protectores son válidos siempre que hayan pasado los controles establecidos», descartando que ninguno implique ningún riesgo para la salud. En conclusión, si quieres probar los protectores solares con filtros minerales en vez de químicos es una opción aceptada por la OMS, pero lo importante es que, elijas la crema que elijas, no exponerte nunca al sol sin ella, y evitar en cualquier caso las horas centrales.

Otro ingrediente en entredicho es el talco, que está presente en la mayoría de las fórmulas de polvos compactos y sombras de ojos. Hay que resaltar que el año pasado la empresa Johnson & Johnson fue condenada a pagar 417 millones de dólares por un caso de cáncer de ovarios relacionado con el uso prolongado de sus productos de talco. Al margen de esta sentencia no hay ningún estudio concluyente que indique que el talco es cancerígeno, si bien es cierto que está en desuso y que ya no se utiliza en bebés desde hace años.

Por eso, a pesar de que los maquillajes llevan talco en cantidades mínimas y que pasan extrictos controles sanitarios, cada vez más firmas de maquillaje natural opta por fabricar polvos compactos sin talco. Estos productos suelen añadir en su composición algún aceite vegetal como el de jojoba. Pero además hay multitud de ingredientes químicos de efecto dudoso que se utilizan en la elaboración de maquillaje como los derivados del petróleo, los PEG o los ftalatos. Algunas marcas que ofrecen maquillaje con ingredientes naturales y en principio seguros son Lavera, Avril o Zao.

Fuente: ElNorteDeCastilla